Palacio Legislativo de San Lázaro, 06 de junio de 2018        

Boletín 235/18    

   

DÉBIL E INSUFICIENTE, LA ESTRATEGIA DE MÉXICO ANTE

LA GUERRA COMERCIAL DE ESTADOS UNIDOS

• El diputado Juan Romero Tenorio consideró primordial que el Ejecutivo Federal cambie su postura a una más crítica y determinar si las metas de desarrollo se cumplieron.

• Presentó la postura de Morena sobre un Punto de Acuerdo para exhortar a la Secretaría de Economía acerca de la imposición de aranceles al acero y aluminio por parte del gobierno de EU.

Es débil e insuficiente la estrategia de defensa del Gobierno Federal ante la guerra comercial emprendida por Estados Unidos, lo cual quedó demostrado con el establecimiento de un arancel al acero y el aluminio por parte de éste, y por ello es primordial cambiar su postura a una más crítica, aseveró el diputado Juan Romero Tenorio.

“Qué posición está jugando el Estado mexicano en este toma y daca con Estados Unidos en la cuestión comercial: en una de desventaja. Tenemos que asumir una posición más crítica y determinar si las metas de desarrollo que estableció el Ejecutivo Federal que está por concluir se han cumplido o no”, puntualizó.

En la sesión de hoy de la Comisión Permanente del Congreso de la Unión, el legislador federal de Morena presentó el posicionamiento de su partido sobre un Punto de Acuerdo para exhortar a la Secretaría de Economía acerca de la imposición de aranceles al acero y aluminio por parte del gobierno estadunidense.

“Es una posición en dónde ha habido debilidad en una estrategia que permita un desarrollo con equidad y proporcionalidad y permita una distribución del ingreso que tiene nuestro país”, subrayó el también Secretario de la Comisión de Hacienda y Crédito Público de la Cámara de Diputados.

En tribuna, indicó que si bien el Grupo Parlamentario de Morena apoya el llamado a la dependencia a cargo de Ildefonso Guajardo, las acciones de ésta no son las apropiadas, sobre todo debido al déficit interno y la urgencia de fortalecer una economía nacional capaz de competir en el mercado globalizado.

“Tenemos que ir más a fondo, no solamente aplaudir las medidas que la coyuntura obliga al Ejecutivo Federal. Hay que revisar si efectivamente estas medidas atienden a algún esquema de desarrollo que planteó el Ejecutivo Federal al principio de su sexenio”, enfatizó.

Asimismo, el diputado federal capitalino insistió que la estrategia ha sido débil y las metas de desarrollo que prometió el actual Gobierno Federal no fueron cumplidas. Desafortunadamente, subrayó, se confirmará que no funcionó su política económica.

“El crecimiento de nuestro país se ha estancado; no se han generado empleos; no se ha generado una distribución de la riqueza en nuestro país que permita un desarrollo equitativo de todos los sectores sociales”, señaló.

Romero Tenorio agregó que los diputados federales de Morena pugnan por una estrategia de comercio exterior más profunda e integral, ya que a mediano plazo los consumidores serán los principales afectados en este embate comercial.

En ese contexto, consideró necesario tener una visión más crítica y de mayor alcance por parte del Ejecutivo Federal, en particular porque la respuesta a Estados Unidos se da en una coyuntura electoral. Añadió que ello es parte de su estrategia, porque no sólo ve la cuestión económica, sino además la fortaleza que tiene el gobierno dentro del proceso político nacional.

“Tenemos a un Ejecutivo Federal nacional, debilitado, carente de legitimidad y de credibilidad para impulsar acciones más fuertes. Esta coyuntura electoral nos exige ser más analíticos y más propositivos. Tendríamos que evaluar la política económica nacional para determinar si estas medidas coyunturales sí atienden a una estrategia de defensa de la soberanía nacional en la globalización económica”, recalcó.

Por último, el diputado Juan Romero expresó la necesidad de ver qué estrategias –a partir de la Organización Mundial de Comercio y las mismas reglas del Tratado de Libre Comercio– se pueden implementar para fortalecer una defensa frente al embate estridente del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.